Parque de El Retiro

Parque de El Retiro

El Parque del Retiro, llamado así porque en el siglo XV servía como zona de ocio de la corte, mide 118 hectáreas y es el pulmón verde de la ciudad de Madrid.

Situado muy cerca del casco histórico de Madrid, el Parque del Retiro es el lugar preferido por los madrileños para practicar actividades deportivas y pasear.

No sólo se puede correr, ir en bici o patinar, sino que en el interior del Parque del Retiro hay un lago artificial donde es posible alquilar barcas de recreo de remo.

Los aspectos más destacados del Parque del Retiro están representados por dos edificios y una estatua muy particular, llamada El Ángel Caído. Esta estatua, es la única en el mundo que representa al diablo bajo la apariencia de un ángel cayendo, como si hubiera sido expulsado del cielo por haber provocado la ira de Dios.

Los dos palacios mencionados poco antes son sedes destacadas del Museo Reina Sofía y están destinados a acoger exposiciones temporales de arte. Estos son el Palacio de Cristal, que como su nombre indica, fue construido enteramente en hierro y vidrio en 1887, por el arquitecto Ricardo Velázquez, con motivo de la exposición de las Islas Filipinas.

Muy cerca se encuentra el segundo edificio del Parque del Retiro, el Palacio de Velázquez, obra del arquitecto Ricardo Velázquez, construido en 1883 con el fin de albergar el pabellón principal de la muestra internacional de minerales, arte de los metales, cerámica, cristales y aguas minerales.

Los dos palacios abren de octubre a marzo desde las 10:00 hasta las 18:00, mientras que de abril a septiembre el horario se amplía hasta las 21:00. Al igual que el Reina Sofía, del que dependen, cierran los martes. La entrada es gratuita.

El Parque del Retiro es, sin duda, el mejor lugar para escapar del calor del verano de Madrid!

Los Jardines del Buen Retiro

Los Jardines del Buen Retiro, conocido por la población con el nombre de “El Retiro”, están constituidos por un parque que contiene 118 hectáreas. Es algo que ver en Madrid, forma parte de uno de los lugares más llamativos de España y de toda Europa en general.

Se trata de un parque donde puede apreciarse una mezcla perfecta de estatuas y fuentes, de las más variadas confecciones. Es inadmisible que este espacio pase inadvertido, recorrer su entorno implica detenerse y llenar los ojos de fantásticas producciones artísticas, las cuales fueron realizadas por renombrados y reconocidos escultores del siglo XVII y posteriormente del siglo XIX. El lugar inspira tranquilidad, paz, serenidad, convirtiéndose en un dispensador de puro y exquisito placer.

Es menester mencionar que sus orígenes se remontan a los años 1630-1640 formando parte de una riquísima historia. Si bien padeció de numerosas transformaciones, puede apreciarse visual e imaginativamente vestigios de todos los tiempos.

En estos esplendidos jardines, está el cason del buen retiro, sede de numerosos edificios, como el teatro del buen retiro, salón de baile, el museo del ejército.

Es recomendable, realizar una mínima lectura de la historia del lugar, porque cuando se este in situ se podrá sentir otro clima, quizás hasta imaginar y trasladarse en el tiempo, recordemos por ejemplo que este lugar fue uno de aquellos tantos que padeció de la invasión francesa, que data del año 1808, lo que por supuesto provoco su destrucción total, ya que las tropas de Napoleón lo utilizaron como defensa, como muralla. Por los años 1814-1833 se comenzó a reconstruir este lugar de inigualable valor.

Los extranjeros pueden conocer que hacer en Madrid buscando información mediante diferentes medios, sin embargo, lo más habitual es que al llegar a la ciudad, los que buscan explorar y descubrir los tesoros madrileños, se acerquen a la dirección de turismo, donde son plenamente asesorados y por lo general le brindan la posibilidad de poseer material teórico, para que puedan conectarse en forma más genuina con Madrid y con estos jardines en particular. La idea es que no solo queda una imagen visual en la retina de los visitantes, sino, que valoren y signifiquen esta reliquia.

Palacio de Cristal

En Madrid hay un lugar maravilloso para conocer, y es el palacio de cristal. Este se encuentra ubicado en el parque del Buen Retiro, donde está acompañado por otras peculiares edificaciones. Mucha gente del mundo ha sentido nombrar sobre este edificio y al viajar a Madrid no dejan pasar oportunidad alguna para conocer esta espectacular obra.

El palacio fue construido en 1887 por Ricardo Velázquez Bosco, un reconocido arquitecto y restaurador español. Sus obras se caracterizan por palaciodecristalposeer un específico tratamiento de los volúmenes, por el empleo de mansarda (ventana dispuesta sobre el tejado de una casa para iluminar y ventilar) y el uso de cerámica como decoración en las fachadas de sus edificios.

La construcción de este edificio estuvo inspirada en el Crystal Palace, de Paxton. Su estructura edilicia esta formada por columnas de metal, las cuales están completamente recubiertas por planchas de cristal. Esta rodeada por un enorme y colorido lago artificial, que posee gran cantidad de árboles de distintas especies, tanto dentro como fuera del lugar. Esta se encuentra estratégicamente ubicada en una colina de césped.

Una de las salidas que puede encontrase en la guia de Madrid, es visitar el palacio de cristal, haciendo fundamental hincapié en que se realice también por la noche, ya que esta catedral de vidrio esta completamente iluminada, lo que permite visualizar esta maravilla a la luz de la luna. Cuando se produce el encuentro entre los viajeros y este paradisíaco lugar, se crea una atmósfera de encanto y sorpresa, generando un recuerdo memorable para aquellos que fueron favorecidos con la posibilidad de conocer personalmente esta obra. Sin lugar a dudas este edificio es el más sobresaliente de los jardines.

El palacio cuenta con una inmensa cúpula de 22,60 metros de altura, su forma es similar a la de un trébol y tiene un estilo griego.

En el año 1975 este majestuoso edificio fue reparado, pero se respeto el aspecto original del mismo. En la actualidad se utiliza para exponer arte contemporáneo, actividad esta que no se realiza con frecuencia, y debido a ese motivo no genera un ingreso monetario continuo, dificultando un mejor y permanente mantenimiento del lugar.

La Fuente de la Alcachofa en el Parque del Retiro

La ciudad de Madrid cuenta con pequeños grupos escultóricos que han decorado sus calles y plazas durante siglos. Uno de ellos es la Fuente de la Alcachofa, que se encuentra en la esquina sudoeste del Estanque del Retiro, en la llamada Plaza de la República de Honduras.

Este monumento fue construido entre los años 1781 y 1782 como parte del Salón del Prado, promovido por el rey Carlos III. Su diseñó corrió a cargo de Ventura Rodríguez y fueron sus escultores Alfonso Giraldo Bergaz, Antonio Primo y José Rodríguez.

Su emplazamiento original fue en la Glorieta del Emperador Carlos V, junto a la Puerta de Atocha, desde donde se trasladó en 1880 al lugar donde se encuentra actualmente, ubicada dentro del Parque del Retiro.

La Fuente de la Alcachofase compone de un pilón circular en cuyo centro se alza una columna dividida en dos cuerpos: en el inferior las esculturas de Tritón y una nereida sujetan el escudo de armas de Madrid. Tritón medio pez, medio humano, es hijo de Neptuno y calmaba las olas con el sonido de las conchas. Las nereidas, ninfas marinas con cuerpo de mujer ycola de pez, vivían en el fondo del mar e hilaban con ruecas de oro, y ayudaban a los marineros que estaban en peligro. En este cuerpo inferior detrás de las esculturas también hay un relieve que representa el otoño.

El segundo cuerpo comienza con una taza sobre la que descansan cuatro amorcillos, cubiertos por un parapeto por el que cae el agua en forma de cascada. La fuente se remata con el elemento que le da nombre, la alcachofa símbolo de la fertilidad.

La fuente está realizada en piedra blanca caliza, menos la alcachofa que es de granito de las canteras de Redueña.

En 1987 y como consecuencia de la remodelación de la Glorieta de Carlos V, se decidió hacer una réplica de esta fuente para situarla en el lugar donde estaba originalmente. La réplica es de bronce y su pilón inferior está ligeramente adaptado a la zona.

Si tenéis reservados unos días en la capital, el Parque del Retiro será una de vuestras visitas imprescindibles. Acercaros hasta aquí e id en busca de esta Fuente de la Alcachofa.

Video sobre el parque del Retiro

Aviso legal - Contacto - © 2021 Plaza Colón de Madrid