Que ver en La Cabrera

Que ver en La Cabrera

Os proponemos una excursión por la Sierra de La Cabrera. Esta sierra se caracteriza por ser un macizo de granito producto de la erosión diferencial, lo que ha dado origen a un paisaje berroqueño, con escasa vegetación. Entre sus cumbres más altas se encuentran el Cancho Gordo, el Collado del Altrecho y el famoso Pico de la Miel, que es el más representativo por su forma redondeada y por ser visible desde gran parte de la comarca. Como su nombre indica, la Sierra de La Cabrera está en el municipio homónimo. Para llegar a La Cabrera sólo hay que coger la A-1, carretera de Burgos, hasta el kilómetro 58.

Además de por su singular belleza, la Sierra de La Cabrera es ideal para practicar deportes al Aire Libre. Cicloturismo, escalada y senderismo son las actividades más recomendadas. Para los amantes de los paseos hay una sencilla ruta que parte desde la calle de las escuelas y que sube hasta el Pico de la Miel. Desde la cumbre, a casi 1.400 metros de altitud, hay unas excelentes vistas de la grandeza natural serrana.

Los que prefiráis la bicicleta, hay un bonito itinerario que une La Cabrera con la vecina población de Valdemanco. El recorrido discurre por la antigua carretera Nacional I y un camino vecinal hasta llegar a Valdemanco y regresa a La Cabrera por la inmediaciones de la carretera M-610.

Después de hacer deporte en contacto con la naturaleza no hay nada mejor que reponer fuerzas disfrutando de la gastronomía serrana. La Cabrera dispone de muchas posibilidades donde disfrutar de suculentos platos entre los que destacan los asados en horno de leña y los postres caseros.

La Cabrera, perfil de la Sierra

La Cabrera es lugar de paso hacia el norte, y por todos es conocido el perfil de sus montañas, que difieren de las que habitualmente podemos ver por la zona. El Pico de la Miel, aunque no de mucha altura, es el más emblemático por su forma redondeada y porque recibe a cientos de escaladores.

Al resguardo de estas montañas se encuentra La Cabrera, que a pesar de estar repleta de segundas viviendas, aún conserva alguna que otra casa tradicional de escasa altura y larguísimos tejados. En la avenida principal, la que fuera hasta no hace mucho, travesía de la Carretera de Burgos, se encuentra el Centro de Innovación Turística de la Sierra Norte “Villa San Roque” donde ofrecen información sobre la Sierra y que cuenta con exposiciones y un jardín botánico donde se pueden observar las especies serranas. En la misma avenida también se encuentra el Centro Comarcal de Humanidades “Cardenal Gonzaga” que dispone de un importante museo, salas de exposiciones y un teatro.

Pero el mayor interés de La Cabrera se centra en su pasado. A los pies de la montaña, y siguiendo un camino que parte del casco urbano, se llega al Convento de San Antonio, un joya románica con características dignas de una catedral en miniatura, aunque sencilla en proporciones, ornamentación y calidad. Este convento, que quedó abandonado tras la Desamortización, comenzó a restaurarse a finales de los ochenta, siendo habitada desde hace algo más de diez años por una pequeña comunidad franciscana. Desde entonces puede visitarse durante las tardes en fines de semana.

Como en la mayoría de los pueblos de la Sierra Norte, podemos completar el día disfrutando de la gastronomía serrana en cualquiera de sus restaurantes.

Aviso legal - Contacto - © 2021